Dynamo vs Independiente Paraíso

Partido válido por la fase de grupos

Este domingo 25 de Septiembre se dieron cita, como parte de la fase de grupos del torneo Olympiacos
F8 2016-2, dos equipos que conocen la gloria. Independiente Paraíso, el reciente campeón, recibía a
Dynamo, uno de los campeones históricos del torneo. Ambos equipos estaban preparados para lo que
prometía ser un partidazo.
Y lo fue. Desde el principio, tanto Dynamo como Paraíso, trataban de hacerse al balón para generar
juego desde el piso y el toque. El partido se jugaba con intensidad en el medio campo y presión intensa
por parte de los volantes y delanteros de ambos equipos. Ya en el minuto 4 se dió la primera
oportunidad. El balón le quedó al #9 de Paraíso que sin dudarlo remató fuerte, pero su tiró salió
desviado por arriba del arco. Al minuto 5, la presión de paraíso dio resultado y una recuperación alta de
la pelota le dio una chance al #11, que la envió de nuevo por arriba. Al minuto 6, un contragolpe de
Dynamo dejó espacio al #11 que pateó con dirección, pero rebotó en un defensa y quedó en el tiro de
esquina. Al minuto 10 del partido, los jugadores de Independiente Paraíso pudieron romper la línea de
Dynamo atacándolos por la banda derecha en un contragolpe, el #21 se filtró y metió un pase atrás que
parecía letal. Sin embargo, la rápida reacción del golero de Dynamo salvó a su equipo de lo que hubiera
podido ser el primer gol. Independiente Paraíso no se rendía y continuaba con la presión alta. Al minuto
12, el #18 ganó un espacio y probó de media distancia. El arquero de Dynamo respondió con seguridad.
Al 14, una tocata de Independiente Paraíso, que empezaba a ganar el pulso, dejó que #21 rematara con
espacio, pero el portero de Dynamo estaba seguro bajo los tres palos y evitó que fuera gol. Dynamo no
es equipo fácil y sabe encontrar espacios incluso en las peores situaciones. Así lo hicieron al minuto 17,
cuando un contragolpe les permitió habilitar al #8 frente a frente con el arquero de Paraíso. Sin
embargo, el control fue defectuoso y la oportunidad más clara del partido, hasta ahora, se perdió. Los
de Dynamo empezaron a ganar ánimo y al minuto siguiente una buena habilitación de #18 dejó a #4
mano a mano contra el portero de Independiente Paraíso, que reaccionó rapidísimo y le ganó. #21 de
Independiente Paraíso, el más incisivo del primer tiempo, tenía ganas de hacer su gol. En un arranque
de derecha al centro se fabricó un espacio y pateó, al minuto 22, pero la mandó por arriba del arco. El
primer tiempo terminó Independiente Paraíso 0-0 Dynamo.
Apenas al minuto 27 de partido, dos de arrancado el segundo tiempo, #22 de Paraíso se aventuró a
encarar por el medio y, usando a #18 de pared, rompió la ferrea defensa de Dynamo. Definió al poste
izquierdo del arquero, con el pie abierto, pero se le fue apenas ancha. El partido, a partir de ahí, empezó
a cerrarse. Se convirtió en una lucha por el medio campo y empezaron los roces. Marcas intensas y
juego cortado marcaron la tendencia del segundo tiempo. Todo eso cambió al minuto 35 de partido
cuando #7 de Dynamo recuperó el balón en el medio campo y asistió a #17 por la banda derecha.
Aprovechando su corpulencia le ganó a su marca y emprendió carrera por la banda. No necesito más
que ese espacio para clavar tremendo taponazo rastrero en el palo izquierdo del arquero de
Independiente Paraíso. ¡Golazo! El marcador se abría: Independiente Paraíso 0-1 Dynamo.
Los de Paraíso no tardaron en reaccionar y echaron todo su peso hacia adelante. Al minuto 37, #17 tuvo
su oportunidad desde la banda izquierda y pateó, pero el arquero, bien posicionado, controló el remate.
Ya al minuto 41, #18 de paraíso le tocó el balón a #9, que estaba en el borde del área, quien se libró de
su marca con un control dirigido y, de media vuelta, pateó rastrero al palo izquierdo del arquero. Nada
que hacer. ¡Golazo!. El partido se igualaba: Independiente Paraíso 1-1 Dynamo. No hubo mucho más
después de eso y lo que fue un partidazo terminó igualado a un gol. Cada equipo se llevó un punto a
casa.